lunes, 21 de noviembre de 2011

 


Estudiantes de la carrera de Ingeniería Civil mantienen cerradas las puertas del edificio central de la universidad potosina

HACE UNA SEMANA QUE LA UNIVERSIDAD POTOSINA ESTÁ CERRADA

Conflicto universitario hoy puede llegar a una solución

Conflicto universitario hoy puede llegar a una solución

Jaime menduiña Dorado

El conflicto de la facultad de Ingeniería Civil que desde hace una semana mantiene cerrada las puertas
del edificio central y administrativo de la Universidad Tomás Frías, hoy puede ser superado si la comisión académica de la superior casa de estudios convoque a una reunión de urgencia.
El presidente del comité de movilizaciones por el estamento docente, Mario Cisneros, dijo que se dejó sin efecto la demanda inicial de exigir la transferencia de un terreno ubicado en Avenida Sevilla para la construcción de su edificio propio.
Explicó que ahora se exige a las autoridades universitarias, el cumplimiento de la resolución de una conferencia nacional de universidades en el que se aprobó una nueva estructura académica. Con esta estructura, las carreras que tienen mención de técnicos superiores se desprenden de las facultades de Ingeniería Civil.
Cisneros recordó que estas dos carreras pertenecen a la Facultad de Ingeniería Civil por lo que se volverá a la estructura que hace años tenía, sólo con la carrera de Ingeniería Civil.
Señaló que la carrera de Ingeniería de Sistemas, que también forma parte de la facultad de esta facultad, siempre ha tenido la pretensión de independizarse por lo que sólo quedará Ingeniería Civil como ocurría hace muchos años.
Con relación a la transferencia del terreno, dijo que ahora que se aplicará la nueva estructura académica, ya no habrá problemas porque los terrenos estaban siempre destinados a la Facultad de Ingeniería.
El único detalle ahora para superar este conflicto y reabrir nuevamente el edificio central de la Universidad Tomás Frías, es que se reúna la comisión académica para homologarla resolución de la conferencia nacional de mayo que establece la nueva estructura, sostuvo Mario Cisneros.
Entretanto la universidad potosina continúa cerrada.